¿Un algoritmo toma mejores decisiones en recursos humanos que una persona?
DEMO

¿Un algoritmo toma mejores decisiones en recursos humanos que una persona?

Recruiting

¿Un algoritmo toma mejores decisiones en recursos humanos que una persona?

September 24, 2019 Geoffroy De Lestrange

No necesitamos señalar que la sociedad está cambiando rápidamente. La cuarta revolución industrial, la era de la información, la era de la digitalización, como quiera que prefiramos llamar a este momento, ha alterado la forma en la que pensamos, aprendemos, trabajamos y nos relajamos, y la tecnología ha desempeñado un papel fundamental en la reconfiguración y adaptación de nuestra forma de pensar. Este cambio de mentalidad ha tenido un impacto significativo en nuestras carreras y en las diferentes direcciones que pueden tomar.

Tradicionalmente, las trayectorias profesionales adoptaban la forma de una escalera. Los empleados se abrían camino desde el nivel más básico hasta los puestos de dirección, generalmente dentro de la misma industria o departamento. Pero gracias a factores como la digitalización, una generación con una manera de pensar más abierta y el auge de las nuevas condiciones de trabajo como la gig economy, se podría decir que nuestras trayectorias profesionales han evolucionado hasta convertirse en autopistas multidireccionales.

Ahora la carrera laboral puede tomar varias direcciones, tanto lateral como verticalmente, lo que significa que los recursos humanos desempeñan un papel aún más importante en el desarrollo de estas y en la contratación de personal. Pero si en el futuro es necesario que los recursos humanos estén más presentes y la tecnología sigue avanzando de la forma en la que lo está haciendo, ¿es mejor entregar la responsabilidad de tomar las decisiones a la Inteligencia Artificial?

IA y planificación de carrera

Hay muchas teorías acerca de cómo la IA puede ayudar o entorpecer nuestras trayectorias profesionales. Muchas organizaciones creen que esta tecnología siempre hará mejores sugerencias, tomará mejores decisiones y podrá reducir el sesgo humano, lo que a su vez mejora factores como la diversidad. También se dice que ayuda a atraer a los millennials y reduce la discriminación en el lugar de trabajo. Sin embargo, se considera que la IA es demasiado invasiva y si hay muchos algoritmos mal entendidos podría jugar una mala pasada en el momento de contratar a alguien.

Invertir en Inteligencia Artificial para que tome decisiones sobre la plantilla es un gran compromiso para RRHH y, aunque muchas de las teorías que rodean a la IA son subjetivas, es difícil saber si será una herramienta útil para una organización y sus empleados.

Los empleados quieren un trato personal

Los empleados tienen que ser el corazón de cada organización y tenemos que alinearnos con sus ideas para conseguir lo mejor para ellos. Sin embargo, una encuesta reciente realizada por HEC reveló un importante desajuste entre empleadores y empleados a la hora de utilizar las herramientas y la tecnología digital en el ámbito de los recursos humanos.

La encuesta, en la que se preguntaba a los directores de RRHH, a los managers y a los empleados, reveló que, si bien la mayoría de ellos preferían la interacción humana con los directores de recursos humanos, los directivos de alto nivel estaban a favor de utilizar herramientas y algoritmos digitales para llevar a cabo actividades como la revisión del rendimiento y la selección de personal. Los empleados, a su vez, no estaban de acuerdo con la idea de que se les revisen sus perfiles en redes sociales, ni análisis faciales o de voz durante las entrevistas y monitoreo digital del comportamiento durante las horas de trabajo. Por otro lado, los gerentes estaban a favor de usar estas herramientas.

Pero no toda la tecnología recibe opiniones negativas de los empleados. En la encuesta, los trabajadores estaban a favor de herramientas tales como entrevistas en vídeo y evaluaciones escritas online para llevar a cabo revisiones de rendimiento.

Limitaciones de la IA

Al implementar la IA y los algoritmos en los procesos organizativos, en particular en contrataciones, hay varias variables que deben ser consideradas cuidadosamente como los datos, los criterios de reclutamiento y las implicaciones éticas y legales.

Los datos que se introducen en la IA son cruciales. Si, por ejemplo, en la compañía históricamente prevalecía la contratación de hombres y actualmente se quiere revertir la situación para alcanzar la paridad, habrá que modificar el algoritmo para que se adapte a los nuevos criterios de selección y estrategia de reclutamiento. Además, a raíz del RGPD, si las empresas se deciden a implementar la inteligencia artificial en su estrategia de contratación, deberán tener muy en cuenta las cuestiones éticas y legales que rodean a los datos personales y a la IA.

La integración es clave

Entonces, ¿es mejor usar una persona o un algoritmo para tomar decisiones de RRHH? La respuesta es sencilla: hay que combinar los dos. Aunque la IA es inteligente y capaz de tomar decisiones por nosotros, en última instancia, cuando se trata de elegir a las personas y su progresión profesional, la decisión final debe ser tomada por un humano. Aunque la IA puede hacer muchas cosas, aprender a ser un buen líder, desarrollar la inteligencia emocional y nutrir la creatividad son habilidades que no pueden ser reemplazadas por esta tecnología.

About Geoffroy De Lestrange

Associate Director Product Marketing EMEA at Cornerstone OnDemand

Comments

Want to hear more?

Our RSS Feeds

Cornerstone Blog Feed

Learn how our Integrated Talent Management Solutions can help you face tough challenges.
Check out our products